Negligenciasmedicas.legal

Falta de oxígeno durante el parto | ¿Cómo reclamar?

Nadie está preparado para circunstancias complejas como una negligencia médica. Mucho menos si se lo que ha ocurrido es un problema conocido como hipoxia, que hace referencia a la falta de oxígeno durante el parto.

Este tipo de casos son muy complejos porque la familia se encuentra en un estado de shock, y hay que enfrentarse a grandes corporaciones como clínicas y hospitales. Además, hay que hacerlo con la pericia adecuada para localizar las pruebas que permitan demostrar y ganar el caso. Por ello es imprescindible la asistencia y asesoramiento de un buen abogado especializado en negligencias médicas

El nivel técnico-jurídico de los casos relacionados con negligencias médicas es de los más complejos de gestionar. Por eso se requiere un correcto estudio y planificación del caso, así como la experiencia en la gestión con peritos, sanitarios, tasadores… que permitan configurar un expediente con el que ganar ante el juez. La gravedad de estas situaciones es muy elevada, pero probarlo supone un arduo trabajo que solo los profesionales con amplia experiencia son capaces de ejecutar.

La falta de oxígeno en el parto como negligencia médica

El alumbramiento de un bebé es un proceso natural que teóricamente tendría que transcurrir sin dificultad. Sin embargo, hay casos en los que se producen inconvenientes y en los que puede existir una negligencia médica que produce daños graves en la salud del bebé, siendo una de las más habituales la falta de oxígeno en el parto o hipoxia neonatal.

Algunos de nuestros clientes han experimentado situaciones como la siguiente, en la que el propio equipo médico ya admite complicaciones inesperadas, aunque no asume la responsabilidad de una negligencia:

El parto ha salido bien, pero ha habido algunas complicaciones con el oxígeno del bebé”. ”Ha sido un parto muy complicado, el bebé ha estado un rato sin oxígeno pero está recuperándose en la UCI”. Esas frases pueden suponer el inicio de las sospechas, aunque lo ideal es que nos consultes directamente sobre el asunto, y nos facilites los datos específicos sobre tu caso para que podamos analizarlo jurídicamente.  

La falta de oxígeno en el parto requiere de una reacción rápida del equipo médico que le atienda antes, durante y después del alumbramiento. Todos los minutos son cruciales y decisivos para evitar lesiones que pueden marcar al pequeño de por vida. Cuando esto no es así, la familia debe buscar un asesoramiento especializado en el que se le oriente sobre las posibilidades que tendrá en caso de reclamación judicial y le guíe para conseguir la información básica que permita demostrar que hubo mala praxis.

El problema de la falta de oxígeno en el embarazo: qué es la hipoxia neonatal

El término encefalopatía hipoxia-isquémica (EHI), es el que hace referencia a la situación de los bebés que han sufrido falta de oxígeno en el parto. En la actualidad, se calcula que alrededor del 23 % de los 4 millones de muertes neonatales son debidas a la hipoxia o asfixia neonatal aunque sólo afecta a entre el 0,2% y el 0,4% de los recién nacidos.

Teniendo en cuenta estas cifras, una lesión como esta, conlleva un daño físico y secuelas graves como puede ser la parálisis cerebral, e incluso en algunos casos la muerte. La afectación de la hipoxia no sólo daña el cerebro, aunque suele ser el primer órgano en el que se aprecia. Puede ser multiorgánica con afectación renal, pulmonar, cardíaca, hepática de alteraciones metabólicas, etc. Todos estos síntomas no tienen por qué mostrarse inmediatamente; de hecho, es habitual que algunos pasen desapercibidos hasta que el bebé comienza con un desarrollo motriz o intelectual más lento de lo habitual.

¿Necesitas un abogado experto en negligencias médicas?

Consulta con un abogado experto en Negligencias Médicas de tu zona. Accede a nuestra red de abogados de toda España y contacta con hasta 3 profesionales hoy mismo.

Aunque hay algunos tratamientos y terapias que pueden ayudar cuando se produce un error médico en estas circunstancias, lo más importante es tener claro qué puedes hacer si sufres una negligencia médica en un momento tan delicado como el nacimiento de un hijo, para proceder a una reclamación judicial por dichos daños y obtener una indemnización que te resarza por ellos. Incluso se puede plantear solicitar el coste del tratamiento que requiera el bebé para su correcto desarrollo.

Nuestro equipo de abogados ha ayudado a muchos padres a aclarar qué actuaciones y protocolos ha seguido el equipo médico con su recién nacido; a saber qué tratamientos se le administraron o a reconstruir el nacimiento de forma íntegra, de manera transparente. Cuando un paciente padece una lesión resultante de una mala actuación médica debe reclamar la responsabilidad civil o la responsabilidad patrimonial correspondiente, ya sea al hospital o clínica, y al equipo profesional que llevó a cabo la actualización.

Si tu caso es grave, el recién nacido estará estuporoso o en coma, hipotónico, con o sin convulsiones. Si persiste entre 24 y 72 horas, se incrementan las posibilidades de despertar con disfunción del tronco encefálico y signos de hipertensión intracraneal. Este cuadro clínico suele darse cuando el neonato habitualmente fallece.Pero en los que sobreviven, aparecerán secuelas, difíciles de predecir. Y aquellos que mejoran el cuadro muy rápidamente suelen tener un mejor pronóstico.

En todos los supuestos, es necesaria una evaluación con pruebas complementarias para definir el origen, localización y extensión del daño cerebral, y estimar así el riesgo de secuelas neurológicas. En estos estudios médicos se intenta saber la cronología de la lesión del recién nacido y descubrir otras patologías no conocidas ni esperadas o bien lesiones adquiridas antes del propio parto.

Un EEGa (electroencefalograma integrado por amplitud) como monitor de la función cerebral en las primeras 6 horas de vida y pruebas de neuroimagen como ultrasonografía craneal (USC), son las que mostrarán en unos días los verdaderos signos de atrofia cerebral o encefalomalacia multiquística.

Cómo reclamar por falta de oxígeno en el parto: pasos previos

Investigar qué le ha sucedido al bebé en la Unidad de Cuidados Intensivos, qué pruebas le han hecho en el hospital o cómo ha sido la atención recibida, es la principal tarea de nuestro equipo de abogados especializados en negligencias médicas como las relacionadas con la hipoxia. Nuestro proceso inicial siempre se desarrolla atendiendo a:

  • Análisis riguroso y personalizado con la colaboración de profesionales peritos y sanitarios. 
  • Proceso guiado para comunicar las decisiones y los pasos a seguir para conseguir un buen caso.
  • Acompañamiento total y personalizado con resolución de todas las dudas. 

Da igual cómo y cuándo se haya producido. Hospitales públicos, privados, clínicas especializadas…los errores médicos tienen una responsabilidad sanitaria que va más allá de un caso aislado. Los protocolos que la Sociedad Española de Ginecología y Obstetricia deben ser respetados por todos los centros sanitarios y nuestro equipo de abogados velará por dilucidar qué ha sucedido, luchando a tu lado para que se esclarezca tu caso.

Nuestro trabajo como abogados es reclamar el daño causado, y conseguir una indemnización justa por la situación que has tenido que sufrir. Además, nuestro compromiso contigo se amplía a la sociedad, ya que perseguiremos la exclusión del sanitario de su profesión debido al error evitando así que se produzcan negligencias médicas en otros pacientes.

Preguntas más frecuentes sobre negligencias médicas y falta de oxígeno hipoxia en parto

Esta sección pretende ser una guía rápida con las preguntas más habituales formuladas por otras personas que han estado en tu misma situación y han llevado a cabo una reclamación con abogados especialistas por daños durante el parto causados por la falta de oxígeno o hipoxia. Hemos preparado respuestas sencillas que te ayuden a comprender el proceso y la importancia que tienen en el mismo: 

¿Qué daños por negligencia médica son indemnizables?

Cuando se hace referencia a las indemnizaciones por negligencia médica, se persigue que la víctima sea compensada por todos los inconvenientes que el error clínico le haya provocado. De ese modo, hay varios conceptos a tener en cuenta: las lesiones corporales, los daños y perjuicios -ya sean materiales o económicos-, y los daños morales.

¿Cuáles son los plazos para reclamar?

Los plazos o tiempos son una de las cuestiones más relevantes en términos jurídicos. El ordenamiento establece unos plazos específicos, que en el caso de las negligencias en centros públicos es de 1 año y en centros privados es de 5 años. En ambas situaciones el término se cuenta desde que las secuelas que fueron provocadas se estabilizan.

El problema está en que es una cuestión bastante indeterminada y difícil de probar, por lo que se recomienda consultar a un abogado especializado cuanto antes se tenga sospecha de que se ha producido un error clínico. 

¿Qué documentos serán necesarios para una reclamación por negligencia médica relacionada con la hipoxia ?

Aunque cada caso es diferente y nuestro equipo especializado te solicitará la documentación  más adecuada al tuyo, generalmente, la documentación necesaria para tramitar una reclamación por negligencia médica por hipoxia se compone de:

  • Partograma: es un documento en forma de gráfica que recoge todos los principales parámetros sanitarios durante parto y es clave para evaluar si el equipo médico actuó conforme a los protocolos aplicables. 
  • Gráficas de Monitorización Fetal: son un conjunto de gráficos en los que se controla la frecuencia cardíaca del bebé en el transcurso del parto y son imprescindibles para detectar posibles momentos de sufrimiento fetal. 
  • Ph Fetal: son pruebas específicas que ayudan a determinar el estado de salud del neonato y evaluar si la atención fue la adecuada a los protocolos según los datos que mostraron dichos parámetros. 
  • Historia Clínica Completa: es el documento que recoge no solo lo relativo al parto, sino a todo el embarazo. Los peritos médicos especializados lo analizarán con detalle para determinar factores o eventos previos que pudieron anticipar la situación que se produjo en el parto y estudiar la responsabilidad sanitaria.  

Derecho sanitario: abogados especialistas en negligencias médicas

La gestión de casos de negligencias médicas forman parte de nuestro trabajo diario. Aunque cada caso es diferente, contamos con los conocimientos, la experiencia y el equipo necesario para asesorarte y darte garantías de resolución una vez disponemos de todos los detalles. Nos comprometemos a ofrecerte un trato cercano, a informarte y a acompañarte durante todo el proceso, se trate de la negligencia médica que sea.

¿Necesitas un abogado experto en negligencias médicas?

Consulta con un abogado experto en Negligencias Médicas de tu zona. Accede a nuestra red de abogados de toda España y contacta con hasta 3 profesionales hoy mismo.

La gestión de la negligencia médica con nuestro despacho en la hipoxia

Cuando te enfrentas a un caso de hipoxia o falta de oxígeno en el parto, lo primero que ha de ser tenido en cuenta es el antes, el durante y el después. Nuestros abogados te ayudarán a saber qué ha sucedido realmente durante el parto; qué ha pasado en los momentos previos y qué sucedió en las 48 horas posteriores al alumbramiento del recién nacido. En este punto, cobra protagonismo la figura de nuestro perito médico, que, junto con nuestro equipo de abogados especializados en negligencias médicas, serán determinantes para evaluar la atención realizada por el personal sanitario y el posible daño causado por una mala praxis médica.

Nuestro equipo de juristas y especialistas en derecho sanitario y gestión de negligencias médicas estará a tu disposición para resolver tu caso. Solo tienes que ponerte en contacto con nosotros, ya sea a través de la web o de nuestro teléfono para que podamos hacer un análisis preliminar y proponerte el recorrido con el que pretendemos llevarlo. Contáctanos ahora sin compromiso alguno.

¿Qué empresa trata tus datos?

Melendos Business S.L.

¿Por qué tratamos los datos que te pedimos?

Tratamos tus datos para poder prestarte los servicios de Melendos.

¿Cuál es la legitimación para este tratamiento de datos?

Estos datos son necesarios para llevar a cabo la prestación de los servicios que se hayan solicitado a través del Sitio Web.

¿Se van a hacer cesiones o transferencias con tus datos?

No se prevén transferencias internacionales de datos. Los datos podrán ser cedidos a profesionales del derecho con los que colaboremos, exclusivamente para gestionar tu solicitud.

¿Cuáles son mis derechos?

Puedes ejercitar tus derechos de acceso, rectificación, supresión, portabilidad, oposición, limitación u olvido.
¿Tienes dudas? Tanto si tienes alguna duda o sugerencia como si quieres darte de baja ponte en contacto con nosotros enviando un email a la siguiente dirección: clientes@melendos.es.